El Cádiz despierta del sueño a la Ponfe


xer_cad_11.jpg
El Cádiz le coge gusto a los 11 metros. Lobos y Sesma hicieron el primero y el tercero en El Toralín de penalti.

Como si de un negro presagio se cerniera sobre Ponferrada, momentos antes del inicio del partido, el club berciano, a través de un comunicado, hacía público el fallecimiento de Modesto Martínez, directivo y exdelegado de la S.D.Ponferradina. Incluso el club leonés decretaba una semana de luto oficial, en el que las banderas ondearán a media asta.

Y decimos presagio porque la tarde-noche en El Bierzo no pintaba nada bien. Ya se sabía que el Alavés había ganado en Chapín. La salvación estaba a nueve puntos, y encima recibía a un Cádiz que teóricamente superior en plantilla, partía con la deuda anímica con sus aficionados a los que pretendía endulzar la noche del sábado.

El primer Cádiz de la historia que salió al Toralín, presentó las novedades de Acuña, Enrique y Fleurquin con respecto al once que iniciaba la jornada hace siete días. De Paula, Pablo Hache, y Abel Buades encarnaron pues una especie de mini-revolución de Jose. Tres cambios que son cuatro si apuntamos el obligado del lateral zurdo, en el que Lucas suplía al renqueante Raúl que se quedó en Cádiz.

ponfe_baha.jpgCero a cero al descanso. El Cádiz pudo marcar en varias acciones a balón parado sacadas por Miguel. La mejor de la Ponfe la tuvo Baha. Pero al descanso se llegó con un justo cero a cero. No por repetido deja de ser cierto, y es que llegar al descanso imbatido es casi sinónimo de victoria. No habían pasado ni diez minutos y ya ganaba el Cádiz. Fue de penalti, como en Pucela, también marcado por Lucas Lobos. Enrique lo provocó y Luquitas no falló esta vez. Con casi cuarenta minutos por delante,  era cuestión de estar firmes atrás y aprovechar los huecos que la Ponfe tendría que dejar. Y así fue. A un cuarto de hora para el final se rompió todo. Pavoni , que había salido cinco minutos antes por Lobos, enganchó un fuerte disparo tras ratonería de Enrique. Es el primer gol del argentino esta temporada a domicilio y suponía el 0-2 y la sentencia.  Anecdótico quedó el tercero, obra de Sesma, también de penalti, y el llamado del honor que hizo Ibrahim Baha con el tiempo reglamentario vencido.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *