Por eso va a Cáceres

Hara casí un año el domingo, el 12 de mayo de 2013, el Cádiz CF cerraba virtualmente la liga 2012-2013. Quedaba todavía recibir al Almería B pero todo el cadismo tomó conciencia que la oportunidad que deparaba el partido en casa del Aleti Sanluqueño no se podía dejar escapar.  Había muchas ganas de dar carpetazo y mandar al olvido una de las temporadas más sufridas que el cadismo reciente puede recordar, y eso que han sido muchas las decepciones en las dos últimas décadas. Una liga la pasada que quisó incluso marcharse llevándose consigo a Ramón Blanco Rodríguez, un argentino con ascendencia gallega, pero  para siempre quedó en nuestro corazón. Era uno de los nuestros y por eso sus errores, que como todos los tuvo, se borran en el momento en que tras escucharlo o hablar con él dos minutos se comprobaba la bonhomía y cadismo de un tío íntegro y cabal.

Ese partido de Sanlúcar,  aparte de los infalibles Navarrete, Marchante y Martínez Villar, un Cádiz muy diferente al actual, saltaba al terreno de juego con un mensaje en recuerdo a Ramón. De este once inicial, sólo se mantienen Juan Villar y Josete. Han desaparecido por unas y otras razones los Aulestia, Belencoso, Moke, Albentosa, Fall, Peragón, Tomás, Aitor o Alex Granell. 

Un año después el Cádiz otra vez vuelve a encontrarse ante un partido importantisimo. Y es que mayo de cada año siempre viene asociado a encuentros llaves. Se juega en Cáceres y basta un punto para conseguir la preciada, la que abre una puerta que lleva a un sorteo. No hay nada más en juego por ahora. El cadismo lo tiene tan claro como igual de claro tiene la ilusión por el ascenso y por intentarlo. Querer es poder y el Cadismo quiere. Por eso va a Cáceres.

 

 slq_cad_04.jpg
 El 12 de mayo de 2013, este Cádiz era el que saltaba en Sanlúcar. Ramón en nuestros corazones. Donde seguirá en el cadismo hasta siempre.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *