Nunca lo sabremos


expulsion_mora.jpg 
 Descomponemos la jugada que definió el partido.

Figura 1

Ogbeche está a punto de tocar con su bota derecha el balón que le llega desde la medular. Lo hará antes que Pepe Mora, central del Decano que, como se aprecia es el hombre más retrasado de la defensa. Por detrás de él sólo está Bernardo, el portero.

Figura 2

En la fig.2 y más ampliado en la figura 4 es el momento en que el balón, impulsado por el nigeriano se estrella en el brazo derecho del defensa. Este, seguramente sabiendo que es “el último hombre” acude al cruce con la pierna en alto y los dos brazos totalmente extendidos.

Figura 3

El balón ya ha dado en el antebrazo de Mora, y aun así, este abraza a Ogbeche cortando la carrera del delantero que se hubiera quedado sin oposición alguna para encarar al portero visitante.

Figura 4

Ampliación del momento en que Mora está a punto de tocar el balón con su brazo derecho.

 

Nunca sabremos que hubiera podido pasar en el resultado final si Amoedo Chas no sanciona esta acción de Mora con tarjeta amarilla. No obstante, la jugada parece clara. El defensa acude al cruce, siendo el último hombre, con los dos brazos extendidos. Ogbeche toca el balón y si no es por el brazo derecho el delantero debutante del Cádiz se hubiera quedado en posición franca. El peligro era inminente, aunque no tanto para considerarlo como ocasión manifiesta de gol, lo que hubiera supuesto roja directa.

 

A renglón seguido, Javi López, retiró al delantero Barrales para dar entrada al central Troest y ayudar a la defensa de su equipo. Poco después marcó el Cádiz y en el Recre todo siguió igual, sin disparar entre los tres palos.

También te podría gustar...