Un embargo con Dos Santos en medio

logo_small_new.gifcadiz_juliodossantos.jpgLa historia no es nueva. Seguro que a los cadistas les suena y mucho Si nos ponemos a pensar en otros equipos cercanos, y no tan cercanos, el run run seguirá en el oido. Presidente Fulano que deja un equipo, para que Presidente Mengano se haga cargo del club. El Presidente Fulano reclama que ha puesto un dinero que le corresponde El Presidente Mengano se hace el sordo Así hasta que el club de marras vende a su figura y entra dinero fresco. Ya no hay dudas. Ahora el Presidente Fulano decide acudir a la Justicia y solicitar el embargo del club. Una historia como esta es lo que le ha ocurrido al Cerro Porteño, y a su presidente, el famoso en Cádiz ya, ingeniero Luis Pettengil (el Sr. Mengano). Resulta que el anterior presidente del club porteño Cesar Luis Puente (el Sr. Fulano), ‘Tuvimos que embargar los bienes del club ante cualquier tipo de transferencia que realicen, ya que ellos no cumplieron con la deuda que tienen con César Luis Puente. Al parecer no tiene intención de pagar, o no tienen dinero’, afirmaba en referencia al embargo el abogado de la parte demandante. El monto de la deuda, siempre en palabras de Diego Bertolucci, que así se llama el abogado, asciende con los intereses a 525.000 dólares.De todas formas, no debemos estar preocupado en demasía por esta noticia que saltaba hoy en la prensa paraguaya. Tal como recogen los medios Neike y Última Hora, en palabras del letrado: el embargo es sobre los derechos y acciones que le corresponden a Cerro Porteño por la venta de Julio dos Santos. El jugador puede ir a donde quiera, pero el dinero, una vez depositado en la cuenta del club, debe quedar embargado».Alejados los problemas en teoría del lado amarillo, quien los tiene, y casi por la totalidad de lo declarado que va a ingresar por Dos Santos, es Petengil. Un problema de él… en cualquier caso, aunque ya hasta le habíamos cogido cariño después de tantas días hablando de él. Eso si, que la Justicia tenga la última palabra.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *