El Lleida Esportiu, nuevo destino de Óscar Rubio

cad_mar_21.JPG 

El que fuera único lateral diestro del Cádiz CF la pasada campaña, Óscar Rubio, jugará las dos próximas campañas en el Lleida Esportiu, del Grupo III de Segunda B. Para el jugador supone una vuelta a casa, pues dio sus primeros pasos como profesional en este club en la temporada 2004-2005. Tras haber jugado durante tres campañas en Lleida (dos en Segunda División y la última en Segunda B), inició un peregrinaje de ocho años por distintos clubes.

Un peregrinaje que vivió su última etapa la pasada campaña en Carranza. El lateral recaló en el Submarino Amarillo procedente del Deportivo Alavés, con el que había jugado el curso 2013-2014 en Segunda División tras haber conseguido el ascenso de categoría un año antes. Su paso por el conjunto amarillo resultó accidentado, por culpa de dos lesiones que lastraron su rendimiento y aportación en el terreno de juego.

Debutó con el equipo en la primera jornada de competición, ante el Betis “B” en Carranza, siendo un jugador fundamental para Antonio Calderón hasta su lesión en la visita a la Balompédica Linense en la tercera eliminatoria de Copa del Rey. Una lesión que lo mantuvo inactivo prácticamente cuatro meses, obligando al cuerpo técnico cadista a improvisar en las alineaciones para cubrir su ausencia (Kike López, Andrés Sánchez y Sergio Mantecón fueron algunos de los jugadores que desfilaron por el lateral diestro amarillo).

Su regreso se produjo ante el Betis “B” en el Villamarín, disputando 19 minutos. Tras volver a ser suplente en su siguiente partido, ante La Roda, Óscar Rubio regresó al once titular ante el Marbella, en la vigésimo tercera jornada. Un regreso al once con fuerza, pues anotó el primero de los goles del equipo ante el cuadro marbellí. Así, afrontó 11 partidos seguidos antes de volver a caer lesionado: en el calentamiento previo al duelo ante el Lucena.

Una lesión que imposibilitó su concurso en el tramo final de la fase regular y también, en la primera eliminatoria del play-off de ascenso ante el Real Oviedo. Volvió para jugar los dos duelos de la segunda eliminatoria de ascenso ante el Hércules, jugando también en San Mamés ante el Athletic “B”. Fue su último encuentro con la zamarra cadista.

En total, entre Liga, play-off y Copa del Rey, Óscar Rubio afrontó 25 partidos la pasada campaña, acumulando 2169 minutos de competición. Vio tres tarjetas amarillas y anotó un gol.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *