Vergara regresó al Nuevo Mirador siete temporadas después


 cadiz_vergara1.jpg
 

El malagueño José Luis Vergara ingresó en el terreno de juego a los setenta y tres minutos de partido, en sustitución de Pablo Sánchez. El Cádiz disputaba, en el Nuevo Mirador, el quinto amistoso de la pretemporada contra el Algeciras. En los diecisiete minutos que permaneció sobre el césped no le dio tiempo a realizar demasiadas cosas. Eso sí, tuvo un papel importante en la posterior tanda de penaltis, en la que el Cádiz acabaría derrotando al Algeciras. Lanzó el primero de los tres penaltis de los que dispuso el Submarino, superando a Nacho. El Algeciras-Cádiz del Trofeo Virgen de la Palma era, sin duda, un amistoso especial para él, pues volvía al Nuevo Mirador. Un estadio en el que el centrocampista del Cádiz jugó como local durante la primera fase de la temporada 2005-2006. Tras haber cuajado una gran temporada en el CD Alcalá, siendo parte activa en la consecución de la permanencia por parte del conjunto sevillano, Vergara recaló en el Algeciras en el verano de 2005. Su estancia en el conjunto algecireño fue corta, pues en el mercado invernal el Cartagena, que a la postre se acabaría proclamando campeón del Grupo IV, lo ficharía. Al haber jugado más de cinco partidos aquella campaña, la entidad cartagenera acabó cediéndole al Reus, donde finalizaría la temporada 2005-2006. Una situación que explicaba Vergara en una entrevista durante el verano de 2006, ya como jugador del Cartagena: Llegó la época de los impagos y problemas internos en el club y en el mercado invernal el Cartagena se interesó por mí. Y fiché. Pero como no podía jugar aquí, se produjo la cesión al Reus para volver ya en la pretemporada próxima y empezar esa nueva etapa, que espero sea por varios años y si es en Segunda A mejor para todos. El descenso del Algeciras me duele, porque es un equipo donde he estado y del pasado siempre queda algo, a pesar de la mala situación económica vivida allí, comentaría en aquella misma entrevista Vergara. Un Algeciras que se vio lastrado durante toda la temporada por los problemas económicos. Lo cierto es que, deportivamente, tampoco fue positiva la estancia de Vergara en el Nuevo Mirador. Su equipo tuvo, en la primera vuelta, tres entrenadores: Tobali, Villa y Antonio Gutiérrez. Ninguno de los tres confió demasiado en Vergara. El malagueño disputó ocho partidos, dos de ellos como titular. En total, acumuló doscientos cincuenta y dos minutos de partido. Muy poco para un jugador que había cuajado la mejor temporada de su carrera en el CD Alcalá. Cuatro partidos disputó ante la hinchada algecireña: ante el CD Alcalá, Díter Zafra, Écija y Ceuta. twitter-facebook.png

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *