Santamaría, sexto jugador fruto de Lezama que juega en el Cádiz CF en la última década

img_jvinaixa_20150620-205208_imagenes_md_colaboradores_bilbao_ath_11-kI6E--911x683@MundoDeportivo-Web.jpg 

Gorka Santamaría se ha convertido en el sexto fichaje del Cádiz CF para el curso 2016-2017. El delantero recala en el Ramón de Carranza cedido por el Athletic Club, en cuyas categorías inferiores se formó. En los últimos años, han defendido los colores del Submarino Amarillo cinco jugadores que surgieron de la prolífica cantera de Lezama: César Caneda, Joseba Arriaga, Oinatz Aulestia, Alexander Goikoetxea y Mikel Martins.

El primer jugador que pasó, en los últimos 10 años, por el Athletic “B” para luego recalar en el Cádiz CF fue César Caneda. El zaguero militó en el filial rojiblanco durante cuatro campañas: una de ellas en Segunda División. En total, defendió la zamarra bilbaína desde el curso 1995-1996 al 1998-1999. Con los cachorros, Caneda disputó 117 partidos ligueros, viendo 16 tarjetas amarillas y una roja. Tras pasar por Salamanca, Sevilla, Racing o Eibar, el zaguero recaló en el Cádiz CF en la temporada 2006-2007. Estuvo dos campañas en el Submarino Amarillo, jugando 73 partidos y anotando un gol: al Sporting de Gijón.

Joseba Arriaga fue el segundo jugador que pasó, en la última década, por ambas instituciones. El ariete militó en el Athletic “B” en la temporada 2001-2002, a las órdenes de Carlos Terrazas. Con apenas 19 años cuajó una gran campaña, anotando 15 goles en 30 partidos, ayudando al filial bilbaíno a acabar la campaña en sexta posición en el Grupo I de Segunda B. Su buen hacer le valió para saltar al año siguiente al primer equipo, donde no tuvo tanta fortuna. Así, Arriaga recaló en el Ramón de Carranza en la temporada 2009-2010. El atacante pasó, previamente, por Eibar, Las Palmas y Real Jaén. Tras cuajar unas buenas campañas en el conjunto jiennense, le llegó la oportunidad de jugar en el Cádiz CF. Sin embargo, su etapa en el Submarino Amarillo fue breve: apenas cinco partidos, en los que acumuló 97 minutos de competición.

En la temporada 2011-2012 recalaron en el Cádiz CF dos jugadores con pasado en el Athletic “B”: Oinatz Aulestia y Alexander Goikoetxea. El central permaneció en el filial bilbaíno cuatro temporadas, desde la 2001-2002 hasta la 2004-2005. En ellas, acabó acumulando 104 partidos, en los que vio 27 amarillas y cuatro rojas. El jugador formó parte del equipo que disputó la promoción de ascenso en la temporada 2002-2003, de la mano de Ernesto Valverde. En el Cádiz, Alexander Goikoetxea permaneció una temporada. En su único curso como cadista, el zaguero disputó 25 partidos en la fase regular, acumulando 1817 minutos de competición. Participó en tres partidos del play-off de ascenso de aquella campaña: los dos duelos de la eliminatoria con el Albacete y el de ida ante el CD Lugo.

Por su parte, Oinatz Aulestia estuvo otras dos campañas en los escalafones inferiores del Athletic Club, jugando en su filial en los cursos 2003-2004 (disputando 10 encuentros) y 2004-2005 (jugando ocho partidos ligueros). Posteriormente, recaló en el Cádiz CF, donde vivió dos etapas: en ambas, rozó el ascenso a Segunda División. Su primera etapa en Carranza se prolongó dos temporadas, estando cerca del ascenso en la temporada 2011-2012 (fue derrotado ante el CD Lugo en la eliminatoria decisiva). La segunda etapa fue en la temporada 2014-2015, donde volvió a quedarse a las puertas del ascenso: el filial del Athletic privó a los amarillos del ascenso.

Finalmente, el último jugador que llegó a Cádiz CF con un pasado en el Athletic “B” en los últimos 10 años fue Mikel Martins. El mediocampista estuvo tres campañas con los cachorros: del curso 2003-2004 al 2005-2006. Acumuló con el equipo rojiblanco 87 partidos y logró anotar tres goles. Durante el curso 2013-2014 jugó en el Cádiz CF, disputando 31 partidos en la fase regular.

mancheta_bolsavirgenvalle.JPG

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *