Ojo con el Cádiz

logo_small_new.gifequipocadiz.jpgPep Sanso en «El Mundo-El día» de Palma, escribe para sus lectores sobre el Cádiz. Es el «Dicen que el amarillo» previo a un partido que se presume importante para los dos equipos.Ojo, son mejores de lo que parece Conviene no llamarse a equívoco y no despreciar al Cádiz, porque a pesar de lo que su clasificación indica, es un equipo que está bien armado y que dispone de recursos suficientes para dar un susto a cualquiera, sobre todo fuera de casa, donde se maneja sensiblemente mejor que en el Ramón de Carranza, quizás porque al tratarse de un recién ascendido le puede la responsabilidad cuando se trata de jugar ante sus propios aficionados. Espárrago cometió a principios de temporada el error de querer confiar exclusivamente en los jugadores que ascendieron al equipo a Primera División. Con ello demostró una fe ciega en su plantilla del año pasado, pero privó al conjunto del potencial que le daban los nuevos fichajes. Ha acabado rectificando, y gracias a eso el Cádiz ha mejorado sensiblemente en la segunda vuelta. De hecho, si hubieran concedido el gol válido que marcó en tiempo de descuento en Villarreal y hubieran pitado hace diez días el penalty cometido sobre Fleurquin en San Mamés con empate a cero, hoy llegaría a Son Moix por encima del Mallorca en la clasificación. Los andaluces llegarán a Palma con varias bajas sensibles, pero yo destacaría sobre todo las de Benjamín y Bezares en el centro del campo. Benjamín aporta fuerza y llegada, mientras Bezares es un excelente recuperador de balones que además mueve el balón con cierto criterio. Su ausencia obligará a Espárrago a recurrir al veterano Suárez y al uruguayo Fleurquin. No es lo mismo, por supuesto, y esa es una ventaja que el Mallorca debería saber aprovechar para hacerse con el control en la que sin duda es la parcela más importante del campo. En cambio, otras bajas, como la del serbio Mirosaljevic, no tengo claro que beneficien a los mallorquinistas, porque su sustituto, el argentino Lucas Lobos, que llegó a estar en la órbita bermellona antes de que llegara Pisculichi, es un jugador con llegada, con calidad y con gol. Ojo a este Lobos, que ya en Argentina deslumbró y que en Cádiz, en los pocos meses que lleva, ha dado también muestras de que puede ser un gran fichaje. A mi entender el punto más débil del Cádiz es su defensa. Formada por jugadores muy veteranos, como Varela y De Quintana, y por otros que no están ofreciendo mucha solvencia, como Abraham Paz o Raúl López. Incluso su portero, el vasco Armando, que había comenzado la temporada con muchísima fuerza, ha acabado perdiendo la titularidad en beneficio del argentino Limia, un guardameta ya de 30 años que hace bastantes temporadas militó en el Badajoz, y que llega de clubes sudamericanos de segunda fila. En cambio, de medio campo para delante el Cádiz dispone de argumentos mucho más sólidos. Por la banda derecha, en especial. Ahí juega Estoyanoff, el uruguayo cedido por el Valencia que es sin duda el mejor jugador del equipo. Estoyanoff lo tiene todo menos gol. Esa es su gran asignatura pendiente. En el centro estará el mencionado Lucas Lobos, en la izquierda el ex-mallorquinista Jonatan Sesma, un extremo izquierda al que hay que ir con mucho cuidado, y arriba el encargado de marcar goles es otro uruguayo, el «Cacique» Medina, un futbolista que físicamente recuerda al ex-mallorquinista Fernando Correa, y que sabe transformar las escasas ocasiones de las que dispone. Personalmente me parece uno de los delanteros centro más interesantes de la categoría, un jugador que en un club de mayor envergadura podría ser un fichaje muy rentable. A él hay que prestarle especial atención, en un partido en el que sin duda Gregorio Manzano ya se habrá encargado de hacerle ver a su plantilla que es fundamental ganar, pero que bajo ningún concepto se puede perder.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *