Para perder la chaveta


 cadiz_velasco.jpg
 Un remate al palo de Velasco fue la ocasión más clara de los amarillos, una semanas sin vestircon sus colores habituales.cadiz_cifu.jpgCifu fue expulsado  al minuto cinco por una acción en el centro delcampo que no lo mereció.

El Cádiz Club de Fútbol recibía en el Ramón de Carranza al Betis B, en un encuentro en el que los de Vidakovic esperaban continuar con su buen inicio de temporada para mantener el liderato del Grupo IV de Segunda B. Su rival estaba dirigido por un viejo conocido de la afición cadista: Oli. El filial bético había sorprendido a propios y a extraños con un inicio fulgurante, ya que llegaba al campo del líder como quinto clasificado. El Betis B jugaba muy mermado, ya que jugadores importantes como Beñat o Israel habían sido convocados con el primer equipo. Para este encuentro, Risto Vidakovic alineó a Dani Miguélez como guardameta, Cifuentes y Diego Reyes en los laterales, José Serrano y Álvaro Silva como centrales, trivote en el centro del campo con Álvaro Jurado, Carlos Caballero y Fran Cortés, Velasco en el extremo derecho, Aarón Bueno como extremo zurdo y en la punta de ataque, Enrique. A pesar de que durante la semana se había especulado con la posibilidad de que por fin se estrenaran las calzonas azules, el equipo volvió a jugar completamente de amarillo. El partido comenzó condicionado desde el minuto cuatro, cuando el colegiado malagueño Chavet García expulsó con una tarjeta roja directa a Cifuentes, que zancadilleó a un atacante bético en el centro del campo. Una acción que como mucho, merecía ser sancionada con cartulina amarilla. Vidakovic no tuvo más remedio que recomponer el equipo, colocando a Velasco como lateral, mientras Enrique cayó a la banda derecha. Esta decisión arbitral afeó el encuentro, haciendo que aumentara la tensión sobre el terreno de juego y propiciando un juego difuso y trabado. Pese a todo el Cádiz logró sobreponerse, y aunque el filial bético controlaba el cuero, fue el que disfrutó de la jugada de mayor peligro de este inicio de partido. Fran Cortés, tras hacer una bonita jugada personal, asistió a Enrique, pero cuando el extremeño se disponía a pisar el área rival la jugada fue anulada por fuera de juego. El dominio en el centro del campo lo ejercía el Betis de Oli muy aplaudido por la grada de Carranza- y el Cádiz necesitaba reagruparse para pasar menos apuros. Los visitantes estaban muy metidos en la mitad del campo cadista. Más complicaciónEn el minuto diecisiete, Chavet García amonestó a Aarón Bueno después de que el catalán derribara a Ryan en la banda derecha. Una decisión del colegiado que perjudicaba en principio al Betis B, que podría haber disfrutado de la ley de la ventaja. Tras el saque de la falta el Cádiz terminó de complicarse el partido: Dani Miguélez derribó dentro del área a Damián. El árbitro amonestó al cancerbero gaditano y señaló penalti, que fue transformado en gol por Ryan. 0-1. El partido se había complicado enormemente.Cinco minutos más tarde, el árbitro amonestó a Enrique Ortiz después de que en un salto el extremeño le diera un codazo a Juanito. En veintidós minutos de juego, el bagaje de cartulinas era espantoso: una roja y tres amarillas. Al Cádiz le costaba hilar el juego, estaba pasado de revoluciones y no se movía con claridad. El Betis B jugaba con velocidad, buscando a Ryan y a Damián. Este último jugador estuvo a punto de marcar el segundo gol de su equipo, pero entre Dani Miguélez y Álvaro Silva consiguieron evitar el tanto.

betis_ryan.jpgEl escocés Ryan, ex del Estepona, marcó de penalti el definitivo 0-1. cadiz_carlos.JPGCarlos otro de los amonestados por el justiciero Chavet
 

El partido terminó de calentarse cerca de la media hora, cuando Álex Martínez realizó una dura entrada sobre Enrique Ortiz. El extremeño cayó al suelo y el colegiado no dictaminó falta. Al completo, todo el banquillo cadista protestó airadamente esta errónea decisión arbitral y Chavet García expulsó al médico del Cádiz. Poco después, Enrique recibió un codazo que tampoco fue señalado como falta- y Carlos Caballero vio la amarilla por protestar. Chavet García, con sus decisiones demenciales, había conseguido incendiar el partido. Las ocasiones llegaban con cuentagotas: el Cádiz tuvo una en las botas de Velasco, que llegó a recibir un gran pase de Enrique dentro del área, pero un defensor le arrebató el esférico antes de que llegara a disparar. Tampoco llegaba con claridad el Betis B, que basó en los últimos compases del primer tiempo sólo inquietaba a Dani Miguélez en jugadas de estrategia. Diez contra diezEl árbitro niveló las fuerzas en el cuarenta y dos, cuando expulsó con roja directa a Álex Bernal, que realizó una dura entrada sobre Fran Cortés. Una jugada que tampoco era merecedora de la cartulina roja, ya que el jugador bético buscaba el balón y no pretendía dañar al rival. Era la tercera expulsión del árbitro en este encuentro. Con esta decisión, Chavet García consiguió desquiciar a Oli. Tras la reanudación, Oli decidió realizar el primer cambio del partido, retirando a Edgar por José Ángel. Con la igualdad numérica en el terreno de juego, el Cádiz se mostró más suelto que en la primera mitad y cuando el balón volvió a rodar tuvo su primer acercamiento al área rival: Fran Cortés metió un pase en profundidad para Enrique, al que llegó Adrián. Tras una falta favorable al Cádiz en la que vio la amarilla Fran No- cerca estuvo Aarón Bueno de marcar, tras recoger un rechace y disparar desde lejos. Chavet García no pitó un penalti para el Cádiz después de que un jugador verdiblanco le diera intencionadamente con la mano al balón. El equipo de Vidakovic había conseguido encerrar al Betis B en este inicio de segunda parte. El equipo amarillo intentaba penetrar en la maraña defensiva del filial bético por las bandas, desde donde Carlos Caballero ensayó dos centros que, si bien no encontraron rematador, demostraban que el equipo quería empatar. En otra jugada por la banda, Velasco pudo marcar, pero su remate de cabeza tras el buen centro de Diego Reyes se marchó alto. La grada de Carranza animó con fuerza a sus jugadores, consciente de que el gol del empate se estaba gestando. Vidakovic movió ficha al cuarto de hora, cuando quitó a Enrique Ortiz por López Silva.

 cadiz_reyes_1.JPGDiego Reyes fue de lomás entonado del Cádizen el partido.
 

Diego Reyes era el jugador amarillo que más lo intentaba. El chiclanero corría sin parar, luchaba, subía a centrar Otro centro suyo fue rematado al palo por Velasco. Otro que también estaba muy entonado era Fran Cortés, que llevaba el peso de la creación en el centro del campo. En el minuto setenta y cuatro Vidakovic realizó el segundo cambio: quitó a un combativo Aarón Bueno por Pachón. ImposibleEl Betis B, viendo que no podía hacer nada, renunció a jugar y se centró en perder tiempo. Conservar el marcador era lo más importante que los hombres de Oli podían hacer, pues estaban cosechando un fantástico resultado en el campo del líder. El Betis B metió a Sergio León por el escocés Ryan, que perdió mucho tiempo hasta que abandonó el campo. A seis minutos del final volvió a tener Velasco el empate tras un remate de cabeza en un saque de esquina, pero cuando el balón iba a introducirse en la portería bética consiguió atraparlo Adrián. La actitud de los jugadores del Betis B fue vergonzosa: al término de cada jugada caían al suelo, dejando que el cronómetro corriera hasta agotarse. Al Cádiz se le acababa el tiempo para lograr la igualada. Como consecuencia de esto, el partido volvió a calentarse, y tras una tangana vieron la amarilla Serrano y Fran Cortés. Poco antes el canterano había visto la primera amonestación, por lo que fue expulsado por Chavet García. El Cádiz jugaría el descuento con nueve jugadores sobre el terreno de juego. Durante los seis minutos de descuento, el Cádiz lo intentaba, tocando para llegar al área bética. No colgó balones al área, buscando un fútbol más directo. En la última jugada, tras un saque de esquina, López Silva pudo empatar, pero su disparo desde fuera del área se marchó a corner. Así terminó el partido, con la primera derrota esta temporada del Cádiz, que cedió el liderato a favor del Real Murcia.

Autor:Belmonte

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *