Dioni Villalba brilló con luz propia ante el CD Lugo

C%C3%A1d-Lug%2013.jpg?size=1280x960 Si hubo un futbolista del Cádiz que brillara con luz propia contra el CD Lugo, ese fue Dioni Villalba. El malagueño vivía su segundo partido consecutivo como titular, tras habérsela ganado a pulso con su buena actuación en la vuelta de la segunda eliminatoria de ascenso con el Albacete. Un futbolista que, por primera vez en este play-off, jugó en su sitio (la mediapunta) y que desplazó del once titular a José María Cases. La presencia de Dioni Villalba entre los once elegidos revitalizó el ataque cadista. Un futbolista que se mostró participativo, que se asoció bien con todos sus compañeros y a quien la defensa del CD Lugo demostró tener auténtico pánico. Regateó con sentido, sin perderse en jugadas más propias de un futbolista de videoconsola que de un jugador de fútbol. Presionó bien la salida del balón de los centrales del CD Lugo. No dio nunca una pelota por perdida. Y además, Dioni Villalba marcó. Ya tuvo el gol en sus botas poco después de que Ferreiro abriera la lata: recibió en la frontal del área, amagó a su marcador y probó suerte con un disparo sutil, buscando el palo de la portería de Escalona, que se le marchó por poco. El malagueño obtendría su premio nada más reanudarse la segunda parte. Un centro al área de David Ferreiro fue prolongado de cabeza por Juanjo Serrano, llegándole el balón a Dioni Villalba. El malagueño, también de cabeza, batía a Escalona. Era el 2-1, el gol que volvía a meter al Cádiz en la eliminatoria y que conseguía que el Cádiz se repusiera del fallo de Óscar Pérez desde los once metros. Era su sexto gol como cadista: el primero desde el mes de enero, cuando marcó en la victoria ante el Poli Ejido. En el minuto setenta y siete de partido, Dioni Villalba fue sustituido por Cases. El malagueño dejaba al equipo con 3-1 a su favor, encarando la prórroga y tras haberlo dado todo en Carranza. Su gran partido, unido a sus buenas actuaciones en el play-off y a lo poco que ha ofrecido Cases desde su llegada en el mercado invernal, hace que sea obligada una pregunta: ¿por qué se le ha dado tan poco uso a Dioni en esta segunda vuelta? Desaprovechado en la fase regular En la segunda vuelta, Dioni Villalba disputó doce partidos. De ellos, cinco fueron como titular: contra el Jaén, Ceuta, Cacereño, La Unión y Puertollano. En total, acumuló quinientos veintiséis minutos de juego. Nada más acabarse su racha goleadora (cinco dianas en otras tantas jornadas) desapareció casi de forma definitiva del once titular, defenestrado por completo. Un jugador que, en el momento de la verdad, ha dado la talla. twitter-facebook.png

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *